Lámparas no aptas para todos los bolsillos

Cualquier objeto, incluso los de uso más cotidiano, puede llegar a convertirse en un auténtico artículo de lujo. Como las lámparas, un artilugio del cual todos tenemos varios en casa, aunque existen unos cuantos modelos que están exclusivamente destinados a aquéllos que disponen de buenas cuentas bancarias. Lámparas no aptas para todos los bolsillos Dentro de las lámparas que podríamos considerar como un verdadero lujo, se encuentran  una gran variedad de piezas y modelos, cada una con sus particularidades, que suelen ser las causantes de que el precio se dispare. Así, puede tratarse sencillamente de una lámpara muy antigua, o que esté elaborada de manera inusual, como las que están con conchas marinas extrañas y que datan de principios del siglo XX.

Entre las lámparas más extravagantes del mundo cabe reseñar las de Tiffany, que son consideradas al mismo tiempo raras y con un diseño muy particular, que las convierte en piezas de coleccionista.

Desde que Charles Lewis Tiffany creó la compañía, en el siglo XIX, ésta se ha caracterizado por sus diseños lujosos y extravagantes.

Entre la gama de lámparas de la casa Tiffany, podemos destacar la creada en el año 2010, para la galería Macklowe, que fue hecha a medida y por la cual la propia galería pagó el desorbitante precio de 3,5 millones de dólares. El ornamento, el diseño floral y la gran cantidad de horas que se tardó en fabricar dicha lámpara, justificó este, para muchos, disparatado precio.

Y sin embargo, no es la única lámpara que llega a las siete cifras procedente de Tiffany & Co., ya que la misma galería compró por 2 millones de dólares otra lámpara con unas caracteristicas similares.

A %d blogueros les gusta esto: