Un lugar para tener a mano las llaves

Quizás uno de los objetos más importantes que siempre llevamos con nosotros a todas partes sean las, llaves, ya sean las de la casa, las del coche o las de la oficina. Un lugar para tener a mano las llaves

Pero el problema se nos presenta cuando llegamos a casa y las dejamos en el primer lugar que vemos, lo que provoca que luego, muchas veces, tengamos que perder el tiempo buscándolas. Para que esto no ocurra, y podamos disponer de un lugar accesible y fácil de recordar, con la manualidad de hoy podemos hacer un colgador de llaves, con poco esfuerzo y muy económico.

Materiales para su elaboración:

– Pintura en aerosol
– Cartón grueso
– Marco de madera
– Pegamento
– Papel decorativo
– Argolla
– Llaves antiguas
– 6 tornillos de media esfera (Para colgar la llaves)
– Papel decorativo.
– Cinta métrica
– Destornillador
– Lápiz
– Papel de diario
– Mascarilla de pintura.

Manos a la obra:

1) Lo primero que haremos en pintar el marco del color que deseemos. Para ello apoyaremos el marco en el papel de diario para intentar no manchar nada. IMPORTANTE, procura que la habitación tenga una correcta ventilación, y no se te olvide ponerte una mascarilla de pintura.
2) Mientras que dejamos secar la pintura, cortamos un trozo del mismo tamaño que la medida del marco, pegando un trozo de papel decorativo en la parte delantera del mismo. Para que no queden arrugas ni burbujas en el papel, frotaremos levemente para quitarlas.
3) Cuando esté seco el marco, colocaremos el cartón en el mismo, pegándolo en el cerco.
4) Ahora, pegaremos las llaves antiguas en el cartón, pudiendo crear diversos diseños, a tu imaginación.
5) Vamos a colocar los tornillos, marcando en el cerco de abajo del marco donde irán. Procura y calcula una separación adecuada. Cuando tengas la distancia correcta entre ellos, marca con el lápiz y aprieta los tornillos.
6) Pon la argolla en la parte de atrás del marco.
Y ya está, tenemos nuestro colgador de llaves. Ahora sólo falta colocarlo en el sitio que creas más conveniente, pero ten en cuenta que cuanto más cerca de la puerta de la calle mucho mejor.

A %d blogueros les gusta esto: