Errores de los hombres en la cama

Durante las relaciones sexuales, es necesario que tanto hombres como mujeres cuiden aspectos importantes para que no hagan sentir incomoda a la otra persona, y no obsesionarse con cosas que no son tan relevantes y pueden apagar la llama del deseo. En esta ocasión se refiere a los errores que comenten los hombres y que pocas veces caen en cuenta. Errores de los hombres en la cama Siempre se habla de lo que hacen las mujeres mal durante las relaciones sexuales, pero los hombres también hacen lo suyo para poder dañar un momento íntimo. Y es necesario que las mujeres conozcan los básicos para que ellos tengan en cuenta que no son tan perfectos y deben cuidar ciertos detalles, además que la lista es larga!

– No a todas las chicas les gusta que los hombres vayan al grano y es necesario que hagan un preámbulo, con besos, caricias y palabras dulces, así que es hora de dejar atrás ese sexo rápido cuando puede dedicarse un poco más de atención  al momento.
– El sexo un poco salvaje y agresivo, caracterizado por lo pasional, suele excitar a muchas y muchos, pero no hay que exagerar  y  confundir la pasión con violencia y hacerles daño al besarlas o acariciarlas sin ningún tipo de tacto o sensibilidad. Hay algunos que son tan poco delicados, que tocan las zonas intimas con una brusquedad tal, que a las chicas se les pierde toda emoción y  ganas de tener sexo.
– Los besos en diversas partes del cuerpo son emocionantes, pero no hay que pretender parecer una especie de bebe que se obsesiona de tal manera con el busto, que el momento se vuelve muy incómodo. 
– La higiene es importante, y no hay que dejar de lado el baño o afeitarse, porque por mas hombre que sea, debe cuidar ciertas partes del cuerpo y más las íntimas. Nada más desagradable que observar o sentir un área totalmente velluda y de paso con mal olor. 
– Hay algunos detalles con los que hay que guardar cierto glamour, por ejemplo, no es posible imaginar un hombre que sea tan descuidado que tire los preservativos al suelo como si fuera un basurero. 
– Son atractivos los bailes y algunos movimientos eróticos que hagan encender la pasión, pero lo que no hay que olvidar es que  no se puede exagerar en medio de esa emoción, y caer en el error de hacer el ridículo de bailar absurdamente y quitarse la ropa de forma tonta, porque no se verá nada gracioso. Lo mismo pasa cuando se les quita la ropa a las mujeres, porque en medio del afán de la penetración, se pueden hacer movimientos torpes que pueden lastimarla.
– No hay que exigir ciertos rituales que a ella les pueden parecer algo incomodos, por ejemplo, obligarla  a depilarse completamente y cada dos días, pues puede ser algo irritante y que produzca picazón. 

Estos son algunos de los detalles que pueden llegar a molestar y aunque la lista supera los 70 factores desagradables, estos son los más repetitivos. 

A %d blogueros les gusta esto: