Kit básico para cuidar la piel del rostro

En el mercado existe una gran oferta de cosméticos que constantemente se amplía y renueva. Es por eso que nunca llegamos a saber bien cuales son los productos que realmente necesitamos para cuidar nuestro rostro.
En esta nota, te ayudaremos a armar el kit básico que debes tener para cubrir los requerimientos de tu piel y frenar la formación de arrugas con el paso del tiempo. Kit básico para cuidar la piel del rostro No es necesario hacer una gran inversión para asegurar una buena calidad de la piel, pues basta con disponer de los productos adecuados, en función de la edad y el tipo de piel correspondientes, para mantener nuestro rostro al día en lo que a cuidados respecta. A continuación, el kit que no puede faltarte.

  • Limpiadores: Se aconseja tener siempre un kit de limpieza, formado por crema demaquillante, crema de limpieza y tónico, si son específicos para el tipo de piel mejor, para limpiar y preparar el rostro antes de aplicar las cremas, tanto de día como de noche.
  • Cremas: Dos son los tipos de cremas imprescindibles para una belleza esencial y , a la vez, completa. Por un lado, un cosmético hidratante para aplicar durante el día que contenga filtro de protección solar, y por el otro, una crema nutritiva  para la noche, que puede sustituirse por un tratamiento específico antiarrugas. Las cremas de día y de noche son la clave para proteger la piel con garantías, por ello no es recomendable escatimar a la hora de comprarlas.
  • Serum facial: Es un cosmético de textura ultrafina y con una elevada concentración de principios activos que se usa para intensificar la acción de los tratamientos habituales. Su efecto es de “shock”, ya que consigue resultados muy rápidos.
  • Contorno de ojos: Las fórmulas de las cremas para el contorno de ojos siempre deben ser hipoalergénicas, tienen que haber sido testeadas oftalmológicamente y no deben contener perfume ni grasa.
  • Contorno de labios: Cremas labiales para el contorno de la boca, ricas en antioxidantes (vitaminas A, C, etc) con el fin de asegurar una acción contra el envejecimiento de la piel en esa zona tan propensa a las arrugas.
  • Vaselina: Esencial para proteger durante todo el año la fragilidad de la piel labial ya que posee agentes hidratantes y nutritivos. Durante el día, se aconseja usar fórmulas con protección solar, especialmente en verano.
  • Antifaz para enfriar: El antifaz de agua helada tiene una acción relajante y descongestiva, ideal para aplicar al finalizar el día. Si no dispone de él, puede optar por unos cubitos de hielo en una bolsa plástica.
  • Antifaz para dormir: La tela negra de estos antifaces favorece la producción de la melatonina, la hormona antiedad que solo se segrega en plena oscuridad y al dormir.
A %d blogueros les gusta esto: