Tarros con recuerdos de un día playero

Con la manualidad de hoy, podremos tener nuestros recuerdos playeros conservados en unos botes de vidrio. Tarros con recuerdos de un día playero Esta manualidad nos servirá para tener nuestros propios recuerdos playeros con conchas, caracolas de mar u otros objetos marinos que nos permitirán recordar la visita que hicimos a ese lugar que tenía aquellas playas tan maravillosas.

Para conseguir estos recuerdos, sólo debemos pasear por la arena de la playa cuando la marea esté baja.

Otra recomendación que hacemos es cocer la pieza marina, para así extraer el bicho que pudiera haber dentro.

Materiales para su elaboración:

–    Caracolas, canailla u otros objetos marinos.
–    Etiquetas adhesivas.
–    Frascos pequeños y de la misma medida, de 250 grs.
–    Rotulador permanente
–    Marcador.
–    Arena de la playa donde cogiste las piezas.
–    Pegamento de contacto
Opcional:
La arena la puedes sustituir por sales aromáticas de colores, así al mismo tiempo consigues dar un toque de color al objeto.

Manos a la obra:

1)    Vamos a limpiar bien los botes de cristal, para posteriormente secarlos.
2)    Coceremos bien las piezas de mar, con la intención de sacar el bicho de dentro, así no olerá.
3)    Pegaremos los objetos en el fondo del tarro.
4)    Cuando esté seco el pegamento, rellenaremos con la arena o las sales aromáticas.
5)    En la etiqueta podemos poner el nombre de la playa de donde cogimos los recuerdos.
6)    Pegaremos la etiqueta en el tarro.
Y ya tenemos nuestro bonito recuerdo playero.

A %d blogueros les gusta esto: