Un tarro de yogurt reconvertido en una pequeña tinaja

Hoy vamos a decorar un tarro de yogurt de tal manera que simule una vieja tinaja. Un tarro de yogurt reconvertido en una pequeña tinaja Como base tendremos dicho vaso de yogurt, lo cual no será muy complicado de conseguir. Después de habérnoslo comido, podremos pues reciclar el envase.

La manualidad, que no es complicada, sí que nos conllevará el uso de un gran número de herramientas para conseguir el acabado deseado.

Otro de los materiales importantes es el color del recipiente, ya que debemos conseguir que sea lo más parecido posible al de una tinaja, aunque dentro de la manualidad ofrecemos un par de consejos para optimizar el resultado final.

Materiales para su elaboración:

–    Pincel viejo
–    Pintura de color cobre claro o marrón pálido.
–    Ceniza
–    Punzón
–    Bolígrafo
–    Pincel
–    Cuerda de pita
–    Corcho
–    Cutter
–    Tijeras
–    Vaso de yogurt
–    Pintura color madera

Manos a la obra:

1)    Pondremos la boca del vaso en el corcho, marcando su contorno con el bolígrafo. Ésta será la tapa de la tinaja.
2)    Limpiaremos bien el vaso de yogurt
3)    Una vez seco el vaso, comenzaremos a pintarlo.
4)    Cuando esté casi seca la pintura, cogeremos el pincel viejo y lo mojaremos un poco en la ceniza, impregnando con ésta el contorno del vaso, extendiéndola de forma aleatoria.
5)    Recortaremos el círculo que dibujamos anteriormente en el corcho y le haremos dos agujeros en el centro.
6)    Pintaremos el corcho de color madera
7)    Esperaremos a que seque la pintura y mientras tanto, cortaremos un trocito de cuerda para pasarla por los agujeros del corcho a modo de asa.

Le pondremos la tapa al vaso y ya tenemos nuestra pequeña tinaja, la cual podremos colocar en el lugar de nuestro hogar donde creamos conveniente.

A %d blogueros les gusta esto: