Una planta muy decorativa: el tronco de Brasil

Una de las plantas más resistentes para los interiores de nuestros hogares, y al mismo tiempo una de las más atractivas, es el conocido tronco de Brasil. Una planta muy decorativa: el tronco de Brasil La mayoría de los que encontramos en nuestro país proceden del Pacífico. Allí son plantados en grandes cantidades con el objetivo de que protejan de los fuertes vientos las plantaciones de café.

Es una planta que se caracteriza por su tronco, de color marrón y formando anillos horizontales, con unas hojas colgantes de color verde brillante, en las cuales hay una franja de color amarillento normalmente. También las hay con las hojas completamente verdes o más jaspeadas.

Aunque es también de exterior, solemos usarla más para la decoración de interiores. De hecho, aunque es una planta a la que le gusta el calor, siendo su temperatura ideal entre los 21º y los 24º, en invierno puede aguantar una temperatura de hasta 5º, aunque es conveniente para su buen desarrollo que no baje de 15º.

Al tronco del Brasil le gusta también la luz en abundancia, así como el sol. Pero jamás debemos colocarla en un lugar en el cual el sol le toque de pleno, y mucho menos en verano, ya que no lo aguantaría.

Necesita un grado de humedad alto, por lo que deberemos pulverizarla un par de veces por semana, no haciéndolo jamás a la hora del sol, ya que, debido al “efecto lupa”, podríamos quemar en este caso las hojas de la planta. Otra opción, para proporcionarle la humedad que necesita, es poner debajo de la maceta una bandeja con piedras mojadas.

En cuanto a lo que se refiere al riego, no necesita que éste sea muy abundante. Durante la época de verano, bastará con regarla un par de veces por semana, y, durante el resto del año, una vez por semana, aunque si se trata de un lugar frío puede bastar también con una vez cada 10 ó 15 días.

Es conveniente añadirle un poco de fertilizante durante los meses de primavera y verano, el cual podemos diluir dentro de la misma agua del riego. También es  muy aconsejable pasarle de vez en cuando un  paño por las hojas, para evitar que el polvo se acumule en ellas.

A pesar de que sólo florece un par de veces en toda su vida, es conveniente tener en cuenta que debes cortar la flor así que se marchite.

No queremos acabar sin referirnos a las informaciones que todos hemos oído alguna vez respecto a posibles arañas procedentes de Brasil que algunos dicen haber visto salir de sus troncos, no sin antes haber observado también cómo la planta se movía sola. Por lo visto ello no es más que una leyenda urbana. Y es lógico suponer que es así, aunque sólo sea por el hecho de que las plantas que compramos en nuestros comercios no han visto Brasil ni en pintura.

A %d blogueros les gusta esto: