Una simpática langosta hecha con una caja de huevos

Hoy vamos a elaborar una divertida langosta con una caja de huevos de cartón. Una  simpática langosta hecha con una caja de huevos La manualidad dejará con la boca abierta a nuestros hijos, sobrinos o a aquellos niños o niñas a los que se lo queramos regalar, ya que puede ser un bonito detalle para decorar la mesita de su ordenador o cualquier estantería donde quieran ponerlo.

En esta ocasión vamos a seguir nuestra línea de reciclado de materiales, ya que, como hemos venido comentando en muchas ocasiones, siempre hay un segundo uso para un material que creíamos que no servia.

Materiales para su elaboración:

–    Huevera de cartón
–    Pintura roja
–    Limpiapipas (de color rojo)
–    Pincel
–    Pegamento
–    Sacabocados de papel
–    2 ojitos para muñecos de juguete.
–    Tijeras

Manos a la obra:

1)    Cortaremos por la mitad la huevera.
2)    Recortaremos dos de los recipientes donde se ponen los huevos, cortándolos nuevamente por la mitad, con el fin de crear las dos pinzas.
3)    Para la cola haremos lo mismo.
4)    Aplastaremos esta mitad por la parte abierta y la pegaremos con el fin de que dé la sensación de pinza
5)    Ahora recortaremos 4 piezas más de la huevera y pintaremos todas las piezas, es decir, las cuatro que componen el cuerpo y las dos de las pinzas.
6)    Pintaremos los limpiapipas de color rojo, y simularán las patas
7)    Con el sacabocados haremos los agujeros en las piezas de la huevera, para colocar los limpiapipas.
8)    En la pieza primera, pegaremos los ojos. Y después, con el sacabocados, haremos dos orificios, poniendo allí un limpiapipas en cada uno de ellos. Posteriormente pegaremos cada uno de los limpiapipas a su pinza correspondiente.
9)    Ahora pegaremos las partes del cuerpo, teniendo en cuenta que en la última pegaremos la cola.

Y ya está, ya tenemos nuestra langosta.

A %d blogueros les gusta esto: