Cómo preparar una tortilla de patata sin huevo

torSi eres alérgico al huevo o simplemente te apetece probar una tortilla de patatas de una manera diferente, te invitamos a probar esta tortilla sin huevo.

Tortilla de patatas con harina de garbanzos

Ingredientes necesarios:

  • Tres o cuatro patatas
  • Una cebolla
  • Setenta y cinco gramos de harina de garbanzos
  • Aceite y sal

Fríe primeramente las patatas cortadas en cuadraditos con la cebolla picada. Saca las patatas y las cebollas cuando ya están fritas de la sartén y agrégalas a la mezcla preparada con la harina de garbanzos y con agua. Haz una tortilla como la harías con huevo.

Consejos:

Junto con la harina añade un poco de maicena o de tapioca, por cada setenta y cinco gramos de harina, dos cucharas de uno de estos ingredientes. Para que te salga más jugosa puedes añadir un tomate maduro picada y perejil antes de pasarla por la sartén. Añade un poco de vinagre de manzana, de arroz o de vino blanco para quitar el sabor de los garbanzos.

Puedes sustituir la harina de garbanzos por harina de trigo o de maíz o mezclar diferentes tipos de harina, aunque queda mejor con la primera. En vez de mezclar la harina con agua, puedes hacerlo con leche de vaca o leche de soja o incluso con un poco de queso cremoso tipo Philadelphia. Puedes servir la tortilla acompañada de un poco de tomate frito o de salsa brava en el centro.

Tortilla de patatas con agar agar y sin huevos

Esta tortilla es muy original. Para comenzar lleva agar agar, un alga que se utiliza para espesar las comidas y que es muy utilizada en la cocina oriental. Por otra parte esta tortilla no se va a cuajar en la sartén al fuego, sino en el frigorífico.

Los ingredientes que vas a necesitar son:

  • Medio kilo de patatas
  • Una cebolla
  • Doscientos ml. de nata
  • 200 ml. de agua
  • Dos gramos de agar agar en polvo
  • Colorante alimenticio para dar un poco de color a la tortilla
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal

Se pican las patatas y la cebolla y cuando estén preparadas se sacan de la sartén escurriendo bien el aceite. Se mezcla la nata con el agua y con el colorante alimenticio y se pone en una cacerola al fuego hasta que rompa a hervir. En ese momento se retira del fuego y se deja enfriar la mezcla durante treinta minutos. Transcurrido ese tiempo se añade el agar agar en forma de lluvia y se pone a cocer otros dos minutos todo junto removiendo de vez en cuando. Se añade a esta mezcla las cebollas y las patatas fritas y se ponen en una sartén.

Se deja enfriar en el frigorífico durante media hora. Si se quiere servir caliente, se mete durante un minuto en el microondas. Se puede poner un chorro de aceite de oliva virgen extra por encima para darle más olor y sabor.

A %d blogueros les gusta esto: