RIIIING RIIIING! Comienza el día! ¿Estás preparada?

¿Suena el despertador y sientes que no puedes levantarte? Descubre varios tips que te ayudarán a recargarte y empezar el día con buen pie! RIIIING RIIIING!  Comienza el día! ¿Estás preparada? Existen dos tipos de personas que dependen del ritmo de nuestro cuerpo, este viene dado por el efecto de él con respecto a la exposición solar. Primero descubramos cuál de ellos eres.

– Si… Te despiertas sin problemas, incluso antes de que suene el despertador y te adaptas bien a los ritmos del trabajo, pero el cansancio acumulado del día te perjudica tu vida social…entonces eres una Alondra.

– Si… En la mañana te cuesta mucho carburarte y agarrar el ritmo matutino y la energía suficiente para comenzar el día con buen pie, entonces… eres un Búho, funcionas mejor en la noche y no quiere decir que seas perezoso, pues aguantas hasta tarde e igual comienzas tu día.  

Al búho generalmente le cuesta más estar de buen humor en la mañana o sentirse con energías y entusiasmo para comenzar el día. Para combatir esos efectos te dejo algunos tips que te ayudarán a cargarte de energía positiva.

Cuando dormimos nuestro cuerpo baja la temperatura corporal y esto disminuye la aceleración del metabolismo, por esta razón, si eres un búho, no puedes pasar de un estado de total relajación a uno de agitación, pues pones tu cuerpo en estrés, el cual genera cortisona, que desacelera el metabolismo, por lo que, de esta forma, al contrario de despertarte y tener energía durante el día, estarás en un estado de cansancio constante. Que tienes que hacer? Tómalo con calma, párate dos horas antes de ir a trabajar para que te organices y no estreses tu cuerpo.

Lo primero que debes hacer, es adelantar tu despertador 10 minutos, son minutos que tendrás para estar en la cama preparándote mentalmente para levantarte. ¿Qué puedes hacer en esos 10 minutos? Dale gracias a Dios por el nuevo día de vida y por todas las cosas positivas que tendrás en él. Llénate de mensajes positivos, por ejemplo “hoy es un buen día”, “hoy lograré (un objetivo en particular)” etc.

Luego párate y abre las ventanas de maneras que te puedas exponer y cargar de la energía del sol al menos por 3 minutos, estos son suficientes para bloquear la producción de  melatonina, la hormona del sueño, que te harán sentir de inmediato, más alegre. También te aporta vitamina D que te hará sentir más activa y saludable.

Toma una ducha con tu esencia favorita, preferiblemente con un jabón líquido con el que te puedas exfoliar todo el cuerpo de manera que pongas a circular mejor tu sangre, oxigenando tu cuerpo y mente, así estarás balanceándolo de adentro hacia afuera, aparte de ayudarte físicamente con esta técnica, también te sentirás mejor.

Luego de una buena ducha te sentirás renovada, ponte bella para conquistar el mundo y lo único que te falta es un buen desayuno para tener fuerzas toda la mañana.

Aplica estas técnica y verás como te sentirás mejor y más productiva, tanto a nivel personal como profesional. Suerte!   

A %d blogueros les gusta esto: