Amo a los perros pero, soy alérgica!

Los perros son uno de los animales de compañía que más atraen a las mujeres, pero en ocasiones, les es esquivo poder tenerlos porque sufren de alergias o algún tipo de malestar respiratorio, así que es importante evaluar el tipo de perro que se quiere y puede tener o en el peor de los casos, si es posible tenerlo. Amo a los perros pero, soy alérgica! Es algo con lo que viven muchas mujeres en el mundo y no saben cómo poder encontrar un punto de equilibrio entre tener una mascota y poder sobrevivir con su malestar. No es imposible que una mujer con este tipo de enfermedad no pueda vivir con un perrito, pero lo que sí es regla, es que no puede ser cualquier perro, pues hay algunos que pos sus características físicas, pueden llegar a generarles graves enfermedades pulmonares y respiratorias. Se deben evaluar el pelaje y las mudas de pelo que tienen ciertas razas de perros, incluso los que son adoptados en las calles o refugios, porque estos son los principales aspectos que desencadenan la gravedad en la alergia de alguien. También, pueden desarrollarse alergias a la saliva o a la orina de un perro y en estos casos si es mejor definir si lo mejor es tenerlo o no.

De acuerdo a las razas, uno de los perros que mas provoca reacciones alérgicas, es el setter irlandés. Son perros tranquilos y muy bonitos, pero tienen un pelaje largo y delgado, que debe ser cuidado y cepillado constantemente, porque si no se pueden crear nudos y provocar problemas en la piel del animal. El problema de tener un perro de este tipo, es que el cepillado es obligatorio, pero el desprendimiento e pelo y descamación, que es normal, puede ocasionar una alergia grave en su dueña.  

El pastor alemán es la segunda raza de perro que podría estar prohibida para las chicas con estas patologías. Aunque son bastante fieles, dan seguridad al hogar y son excelentes guardianes, tienen un pequeño problema y es que sueltan mucho pelo. Su pelo es largo y grueso y también debe ser peinado y cuidado frecuentemente, sin contar que el cambio de pelo es mucho mayor que la mayoría de razas y por ende, la descamación y el reguero de pelos por toda la casa están en un nivel muy alto. 

El cocker spaniel es un perrito muy tierno y que encanta a los niños, pero son muy peludos y su pelo es muy largo. Aunque la forma varíe, es decir, sean lacios o rizados, generan el mismo daño en una persona con afecciones respiratorias y es necesario evaluar si esta es la raza conveniente o una con un pelo más corto y que no esté cambiando en pocos meses. 

A %d blogueros les gusta esto: