Como sobrevivir con los tacones?

Los tacones han sido por mucho tiempo uno de los tipos de calzado preferidos por las mujeres, por la belleza y esbeltez que brinda a sus cuerpos y la atracción que producen en el sexo opuesto, pero muy pocas conocen los problemas médicos que se pueden contraer por no usarlos adecuadamente. Como sobrevivir con los tacones? Por mucho tiempo, los tacones han sido uno de los elementos básicos en los guardarropas femeninos, pero muy poco se sabe de las contrariedades generadas por su uso.

Es frecuentemente utilizado para crear una apariencia de piernas un poco más largas y una figura estilizada y dentro de los «pros» para asegurar su empleo, está la mejora de la imagen física presentada a los demás sumado a una concepción de belleza, además de reforzar la autoestima para quienes cuentan con una estatura baja, pues con unos centímetros de más, no serían victimas de burlas. 

La belleza o la salud?

Los tacones son considerados un símbolo de identidad, pues son muchas las mujeres que con el uso frecuente de los tacones generan o afianzan la formación de su personalidad, pero así como tienen beneficios para unas, son el dolor de cabeza de otras. Por ejemplo, las chicas altas, piensas una y otra vez acerca de ponerse unos zapatos de tacón, pues sienten que llamarían la atención y no precisamente por su belleza, sino por su gran estatura, sintiendose observadas y generando inseguridad.

Y aunque un gran porcentaje de población femenina los usa por aspectos de tipo sicológico, otro tanto los usa por obligación en diversas situaciones: compromisos laborales, entrevistas profesionales o reuniones formales. Y este mismo porcentaje que usa el tacón ocasionalmente, es el mismo que analiza los factores que toda mujer debería tener en cuenta antes de subirse en estos complejos zapatos, como la morfología, la altura, la frecuencia de uso, la situación de uso y las consecuencias físicas y para la salud.

Complicaciones médicas

Los principales problemas generados por la utilizacion de tacones altos, es decir, con más de 7 cm de altura, y su constancia de uso, van desde la formación de ampollas, aparicion de metatarsálgia, una patología formada debido a que el tacón debe reasignar el peso del cuerpo y concentrarlo en un solo punto, ocasionando presión y roce constante (así es como nacen los llamados callos), además de la existencia de una alineación incorrecta de la columna, pasando por dolores insoportables, lesiones en los tobillos, gracias a la alteracipon de los tobillos y posible riesgo de caída, llegando a la dificultad para caminar y deformaciones en los pies, que deben ser tratadas con intervenciones quirúrgicas. 

Esto se ha convertido en una preocupación para los ortopedistas, quienes según las estadísticas, deben atender a pacientes con deformaciones producidas por calzado y el 90% de ellos, son mujeres. De acuerdo a estudios realizados por la Escuela de Podología de la Universidad Complutense de Madrid, el tacón adecuado para evitar molestias, debe ser ancho y con una altura máxima de 3 cm.

En general, es recomendable un manejo moderado  de este tipo de zapato, y si su empleo es continuo, hay que saber escoger el tacón adecuado tanto por altura como por forma, pues según las usuarias, uno de los más dificiles y dolorosos de usar es el famoso tacon puntilla, el cual es bastante alto y con poca superficie de contacto con el suelo.
Es importante prestar atención a lo anterior con el fin de mantener buenas condiciones de salud, además de atraer al sexo opuesto, pues es sabido que todo entra por los ojos, y con ciertas ayudas es más fácil lograrlo, pero sin poner en riesgo la estabilidad física y logrando verse muy bien.

A %d blogueros les gusta esto: