Llegar al verano con el cuerpo perfecto

El verano puede ser una estación que las mujeres adoran, pero cuando se trata de lucir perfectas bajo los rayos del sol el problema comienza. Por eso, aquí se enumeran 7 sencillos consejos para que se pueda llegar perfecta al verano. Llegar al verano con el cuerpo perfecto 1. Hidratar y proteger la piel.

Es importante utilizar crema hidratante los meses previos a la llegada del verano, o bien si es posible durante todo el año. La piel es la parte del cuerpo que está más desprotegida ante lo que sucede en el exterior, por eso es necesario hidratarla, de forma que siempre esté fuerte y elástica. También se debe tener presente aplicar protector solar todos los días antes de salir de la casa, incluyendo el rostro.

2. Exfoliar la piel.

Es necesario eliminar la piel muerta regularmente, porque da la posibilidad de comenzar el verano con una piel nueva, limpia y saludable. Para ello, se puede crear una crema exfoliante casera como las que abarca éste artículo «Belleza o nutrición» o bien se puede comprar una de calidad en cualquier perfumería. 

3. Rostro limpio.

Cuando se acerca el verano se debe cambiar la leche facial limpiadora habitual por un ligero gel limpiador. Esto se debe a que la piel en verano rechaza algunos cosméticos demasiado pesados o cremosos. También se debe utilizar menos maquillaje, ya que su exceso, sumado al calor extremo es negativo para el cutis del rostro. Se recomienda utilizar bases en polvo y solo un poco de sombra o labial en colores claros. 

4. Manicura y pedicura.

Es importante tener las manos y los pies en buenas condiciones cuando llega el verano, esto se debe a que en esta época se muestran más que nunca. En los pies se debe realizar un peeling exfoliante, arreglar las cutículas y se deben pintar las uñas. En cuanto a las manos, deben ser humectadas regularmente, la cutícula debe ser arreglada y las uñas deben limarse y pintarse.

5. Activar las energías.

El verano suele dejar a todos agotados, por eso es importante desayunar bien todas las mañanas. Además se debe beber mucha agua, por lo menos unos 8 vasos diarios, así se podrá contar con la energía necesaria para el resto del día. También ayuda terminar las duchas con un poco de agua fría, que lo ayudará a que uno se sienta fresco durante todo el día.

6. Nutrir el cabello.

El cabello también necesita de sus cuidados, por eso es importante colocar diariamente cremas sin enjuague que protejan al cabello de los daños del sol. También se debe cuidar del cuero cabelludo para que no sufra de ninguna irritación o quemadura. 

7. Cuidarse de quemaduras.

Si no se usa la protección adecuada en el cuerpo y rostro, se podrá sufrir de quemaduras por el sol. De manera que si el sol ha enrojecido la piel se deben aplicar geles, cremas o tópicos de aloe vera para restaurar su humectación. También puede servir utilizar gafas, velos o sombreros para proteger la piel del rostro, ya que es una zona muy sensible del cuerpo.

A %d blogueros les gusta esto: