Un colchón inadecuado puede llegar a restarnos salud

Una buena parte de nuestra vida nos la pasamos durmiendo y por eso resulta esencial que lo hagamos en una cama que nos permita descansar correctamente y levantarnos sin dolores y con total energía. Un colchón inadecuado puede llegar a restarnos salud

Elegir bien donde vamos a descansar

Elegir correctamente un colchón nos ayudará a gozar de ese descanso reparador que tanto nos merecemos y que nos permitirá levantarnos con total vitalidad. El tipo de material o la dureza de éste son claves para poder disfrutar de dicho descanso y evitar los comunes dolores de espalda o de cervicales y las incómodas y dolorosas contracturas.

De algodón, de látex, de espuma, de agua o de muelles, son muchas las opciones existentes para elegir un buen colchón aunque es necesario considerar correctamente la que más nos convenga.

Lo más recomendable será decantarse por un colchón de lana, de algodón o de látex aunque es importante tener en cuenta que son muchas las personas que tienen alergia látex por lo que es importante asegurarse de que nuestro organismo acepta correctamente el material del que esté hecho el colchón.

En la actualidad es posible encontrar también colchones fabricados con fibras de algas o de coco o de crin de caballo que facilitan la transpiración y regulan de una manera natural la humedad.

Una buena opción es elegir un colchón de dos caras donde se combinen distintos materiales como por ejemplo los que tienen el núcleo de látex natural y que cuentan con una cara más fresca para el verano de algodón y otra para el invierno de lana cardada.

En cualquier caso se debe evitar en la medida de lo posible lo sintético como por ejemplo los tejidos de las almohadas hechas con espuma de látex sintético o las fundas de los colchones que se obtienen del petróleo y que despiden un mal olor.

El tamaño ideal para elegir un colchón correcto ha de ser de 15 centímetros y cuando se supera los 1,90 metros de altura la longitud en estos casos debe ser especial.

Consigue el mejor soporte para tu cuerpo

Dormir sobre una superficie flexible y firme nos ayudará a disfrutar mucho más de un sueño confortable y saludable y aunque cada persona prefiere una grado de elasticidad y de firmeza en particular, existen unas recomendaciones generales que deberían de tenerse en cuenta a la hora de elegir el colchón más adecuado.

Por ejemplo, un colchón con un núcleo de látex natural nos proporcionará un soporte muy bueno a nuestra columna, permitiéndonos transpirar y adaptándose a nuestro cuerpo correctamente además de ser muy duraderos y de no perder la firmeza con el paso del tiempo.

En cambio los colchones de muelles no son siempre recomendables ya que con los años se van deformando y se va distorsionado el campo electromagnético artificial y natural.

Para elegir el somier más adecuado podemos optar por las bases de estructura de bambú o de madera o por los canapés fabricados igualmente con estos materiales. También deben evitarse en estos casos los somieres metálicos. Los que disponen de lamas nos ayudarán por otra parte a que el colchón esté perfectamente ventilado.

A %d blogueros les gusta esto: