Consejos para evitar la cistitis

Una enorme cantidad de mujeres combate día a día con la cistitis, pero suele ser posible evitarla siguiendo simples consejos para la vida cotidiana. Por eso, a continuación se presentan los descuidos o errores mas frecuentes que pueden ser detonantes de este enemigo de las mujeres. Consejos para evitar la cistitis Los cambios climáticos que se experimentan en los cambios de época, suelen ser detonantes de las infecciones de orina. Estas son la principal causa de la cistitis en las mujeres, por eso, al prevenir las infecciones se está evitando contraer cistitis.

La cistitis es una anomalía que causa un malestar general, y que algunas veces, puede desembocar en problemas mayores para el sistema reproductor. Por esta razón es necesario seguir una serie de recomendaciones generalizadas, para aplicar en la vida cotidiana.

Beber líquidos
: El primer paso es ingerir abundantes líquidos, alrededor de 2 litros diarios, (principalmente agua) para mantener un aparato urinario limpio y libre de infecciones. Además se deben incorporar zumos o frutas que contengan vitamina C, a razón de reforzar las defensas y obtener una mejor protección frente a las agresiones diarias.

Orinar regularmente
: Se debe evitar aguantar las ganas de orinar, ya que es necesario vaciar la vejiga a menudo para no acumular ciertas sustancias y residuos que pueden propiciar una infección. De manera que se debe concurrir al baño cada vez que sea necesario, vaciando la vejiga de forma completa, para que no quede ningún tipo de residuo.
También es importante vaciar la vejiga antes y después de tener relaciones sexuales, ya que el aparato urinario puede ser irritado o sensibilizado. Lo mismo ocurre cuando se ingieren alimentos diuréticos, se debe ir al baño con gran frecuencia, de manera que se puedan mantener los órganos urinarios limpios.

Usar ropa adecuada: Las prendas de vestir son otro punto importante a tener en cuenta. Las mismas deben ser cómodas para evitar el roce constante y la sudoración en la entrepierna, sino se puede desembocar en una infección, junto con todos sus malestares.

Protegerse del frío: Es importante utilizar ropa abrigada en invierno que proteja la zona genital, y que además sea amplia para evitar roses frecuentes. También debe evitarse el apoyo sobre el suelo o en superficies frías, Sino esa zona tan delicada se verá afectada por las bajas temperaturas.

Higienizarse: La higiene en la zona genital es fundamental para evitar las infecciones de orina. Esto se debe a que es una zona muy delicada que no suele mantenerse limpia por las secreciones diarias. La idea es utilizar regularmente un jabón suave y con un ph. neutro, así se podrán evitar las irritaciones y el debilitamiento de la zona.

A %d blogueros les gusta esto: