Dieta detox

Esta dieta es perfecta cuando deseas eliminar unos dos o tres kilos de más ya sea tanto si se deben a un problema por retención de líquidos o por una acumulación de grasa en una zona en concreto. Si ingerimos una rodaja de piña durante las comidas también mejoraremos la capacidad digestiva de nuestro estómago y aumentaremos también la asimilación de las proteínas. Dieta detox

Antes de comenzar

Si ya nos hemos decidido a comenzar con esta dieta debemos saber unas cuantas cosas antes de nada:

1. Es necesario beber dos litros de agua al menos al día

2. Podemos añadir una rodaja en las ensaladas de piña fresca

3. Debemos olvidarnos de cualquier tipo de salsas y los aliños deberemos hacerlos con una pizca de sal preferiblemente baja en sodio, con un poco de aceite de oliva virgen y con zumo de limón o vinagre de manzana.

4. Antes de iniciar esta dieta se debe consultar con el médico para que compruebe que estamos perfectamente de salud y para que nos confirme si nos conviene o no hacer esta dieta.

Dieta detox

Desayuno:

Cada día un zumo de piña natural obligatoriamente y luego podemos elegir entre algunas de estas opciones: un café preparado con leche desnatada, un té o cualquier otra infusión con dos galletas integrales y un yogur desnatado; o un café igualmente con leche desnatadas y con cereales integrales; o un café y leche desnatada con dos rebanadas de pan integral y un poco de mermelada light; o un café y leche siempre desnatada y un pequeño bocadillo de jamón york, pavo o queso fresco.

A media mañana:

Una rodaja de piña y un yogur desnatado

Merienda

Se puede elegir entre un yogur con cereales, tres galletas integrales, una café con leche o una pieza de fruta que no sea piña.

Comida

De primer plato se puede elegir entre una ensalada variada a la que se puede añadir piña, berenjena a la plancha, pimientos asados, arroz con verduras, sopa de verduras, garbanzos o lentejas con patata y zanahoria o una ensalada de pasta.

Para el segundo plato se puede preparar una ternera, pollo, pescado a la plancha o pavo relleno de verduras. Cualquiera de ellos se puede tomar con piña y como guarnición un poco de arroz integral con verduras a la plancha.

De postre una infusión, un vaso de leche desnatada, una pera, una naranja o una manzana.

Cena

Podemos elegir entre un lenguado o merluza a la plancha con una ensalada de tomate y de queso fresco; una tortilla de espárragos, de calabacín o de cebolla con una ensalada de lechuga; una crema de verduras con una loncha de jamón York y 50 gramos de queso fresco; una menestra de verduras y de espárragos aliñados con un poco de zumo de limón; una ensalada completa con un huevo cocido entero; unas alcachofas con champiñones a la plancha o una rodaja de salmón preparado a la plancha con un ensalada de diferentes lechugas.

De postre una rodaja de piña natural.

A %d blogueros les gusta esto: