Pequeños cambios para grandes diferencias en materia de sexo. (Parte II)

En la nota anterior ya dimos 25 tips para innovar en la cama. En esta segunda parte, 25 más para que tengas 50 excusas perfectas para armar planes con tu pareja. Pequeños cambios para grandes diferencias en materia de sexo. (Parte II)

  1. ¿Conoces el masaje sensual? Es un masaje extenso, lánguido y erótico, que incluye la desnudez y las caricias íntimas. Es una hermosa manera de comunicar el amor y relacionar los cuerpos.
  2. Deja que las tiras del corpiño se caigan “casualmente”, cosa de que los pezones puedan asomar un poquito.
  3. Pídele a tu depiladora un cavado a la brasileña (¡Total!) y después móntate sobre su pecho (el de tu novio, se entiende) y dile que puede mirar todo lo que quiera, ¡pero sin tocar!.
  4. Cuando te dé sexo oral, tómalo de sus orejitas y «manéjalo» cual auto de Fórmula 1.
  5. Hazle saber cuánto te gusta lo que está haciendo clavándole un poco tus uñas cada vez que toca un punto «álgido».
  6. Erotiza tu cuarto. Cambia las luces, las cortinas e introduce olores nuevos. También puedes comprar sábanas con texturas más sensuales (raso, por ejemplo) y colores diferentes para salirte del ambiente habitual.
  7. Si estás sobre él, tírate hacia adelante y dale un beso profundo, imitando así lo que pasa «allá abajo».
  8. Acomódate sobre tu chico de modo tal que tus pezones rocen apenas sus labios y déjale ver como se ponen firmes con el estímulo de su aliento.
  9. Olvídate del 69 y, la próxima vez, dedíquense al sexo oral por turnos. Además de mejores resultados, sin tanta acrobacia, vas a aprender mucho acerca de lo que le gusta.
  10. En vez de ponerte tu crema corporal solita, pídele a él que lo haga.
  11. Nada de ropa hot esta noche: apenas un conjuntito de algodón tan naif como ratonero. Que lo único sexy sea tu actitud…
  12. ¿Ni idea de cómo masturbarlo? Haz de cuenta que su pene es el joystick de un Video juego: empúñalo fuerte con una mano desde la base y con el dedo pulgar haz un movimiento de bombeo justo sobre la piel que une la cabeza con el tronco.
  13. Busca alguna página en Internet con imágenes o figuras que realmente te motiven y mándale la dirección por e-mail. Seguro va a captar el mensaje…
  14. Al hacer el misionero, en vez de poner tus piernas sobre sus hombros, pon las dos juntas sobre sólo uno de ellos. Así, vas a estar armando un refugio mucho más estrecho y profundo para que él se sume al placer.
  15. No te prives de galopar cuando quedes o del lado de arriba. La panorámica de tus lolas yendo de acá para allá lo va a volver loco, loco, loco…
  16. Usa y abusa de los lubricantes. Todo se siente mejor cuando se vuelve resbaloso y húmedo.
  17. ¿Quieres hacer un 69 distinto? Entonces, pónganse de costado sobre la cama y ya. Esta posición les permite a la mujeres ser acariciadas y besadas en toda la zona genital y al varón, simular un coito vaginal en la boca.
  18. Cuando sepas exactamente cuáles son las caricias vaginales que más te motivan, tómale la mano y dale una lección.
  19. Dile ¡adiós! al sexo a las corridas. Una tranquila sesión de besos puede excitarte mucho más.
  20. Susúrrale al oído, mientras le vas quitando la ropa, todo lo que planeas hacerle cuando se quede desnudo y a tu merced.
  21. Calienta una toalla suavecita poniéndola cerca de la estufa por un rato. Luego, envuelve con ella el pene y mastúrbalo.
  22. Por muy conocido que pueda parecerte el truco de la venda en los ojos, si todavía no lo probaste, ya es hora de intentarlo. ¿Qué estabas esperando?
  23. Recrea la escena de una noche de calor caribeño: apaga el aire acondicionado, abre las ventanas y disfruta de una sesión de sexo transpirado, animal y excitante.
  24. Si eres morocha, consíguete una peluca rubia y de pelo largo y juega a ser otra la próxima vez que hagan el amor. Si eres rubia, anímate a una peluca castaña…
  25. Humedece con tu boca la yema de su dedo índice y utilízala para delinear el contorno de tus pezones.

Y como sabemos que estos trucos nos gustan y sirven a todas, un bonus track para que no quedarnos con ganas de nada:

  • Hora de jugar con texturas. Terciopelo, arpillera, plumas y tejidos gruesos son ideales para frotar los alrededores de su pene, la cola y la cara interna de sus muslos.
  • ¿Tomar un bañito juntos? Por supuesto que sí, pero sólo si es a plena luz y con mucho jugueteo erótico de por medio.
  • Esta noche, cuando vuelva del trabajo, dale un masaje erótico en los pies. O sea: con cremas, aceites que lo relajen para lo que viene después.
  • No te quites toda la ropa de entrada. Deja que sea él quien se desnude… Mientras tu aprendes a tener sexo vestida. ¡Muy efectivo!.
  • Si les gusta quedarse en casa mirando películas, ¿por qué no cambiar de vez en cuando una comedia por una porno suave? Les será sumamente placentero.
  • Al darle sexo oral, acaricia su cola. Vale también rasguñarlo un poco…
  • Y para finalizar, otro truco tántrico para probar: la penetración sin erección. Con la mujer arriba y un poco de lubricante, todo se resuelve. Una vez que el pene esté adentro, la mujer debe mantenerse con el tronco erguido, cabalgando sobre el compañero. Con la repetición del movimiento, la erección termina produciéndose.
A %d blogueros les gusta esto: