Recetas preparadas con café

En vez de tomarte el café a sorbos ¿por qué no pruebas a hacerlo a cucharadas? Prueba estas dos deliciosas recetas preparadas con café que aunque no te apasione, seguro que vas a disfrutar con ellas. Recetas preparadas con café

Tiramisú

Este exquisito postre te aportará unas 370 calorías por ración y necesitas los siguientes ingredientes para prepararlo para diez personas.

· 400 gramos de mascarpone

· 18 bizcochos tipo savoiardi

· Tres yemas de huevo y una sola clara

· Dos cucharas de ron

· Un vaso de café bien fuerte

· Tres cucharas de chocolate oscuro

· Media cucharada pequeña de esencia de vainilla

· Tres cucharas de azúcar

Comienza batiendo las yemas, la vainilla y el azúcar en un recipiente. Después cuece al baño María esta mezcla y bátela muy bien hasta que espese y adquiera un color pálido. Déjalo enfriar mientras vas batiendo de vez en cuando dicha mezcla. Agrega el queso.

Monta la clara en otro recipiente que sea grande hasta que empiecen a formarse picos y procede a incorporar con mucho cuidado la anterior mezcla con unos movimientos envolventes.

En otro recipiente mezcla el ron y el café y pasa de una manera rápida los bizcochos por este líquido para colocarlos después en una fuente de cristal. Cubre todo con la mezcla que has conseguido del queso y repártela por toda la superficie para terminar espolvoreando con el chocolate previamente rallado.

Deja enfriar todo en el frigorífico durante una hora como mínimo antes de proceder a repartirlo en los platos de los invitados.

Flan de café y chocolate

Doscientas cincuenta y cuatro calorías son las que conseguirás con este exquisito postre preparado con café y con chocolate.

Para elaborarlo y que puedan degustarlo seis personas necesitarás estos ingredientes:

· 200 gramos de chocolate que sea 90% de cacao y que no contenga azúcar añadido

· Cinco cucharas de café negro bien fuerte

· Dos huevos

· Tres claras de huevos

· 750 ml. de leche desnatada, preferiblemente enriquecida en calcio

· Una lata de frutas en conserva

· Edulcorante artificial que sea apto para cocinar

Comienza precalentando el horno a unos 180 grados centígrados mientras vas preparando en un molde que sea apto para un flan y que cuente con una tapa hermética preferiblemente.

Funde dentro de un cazo y al baño María el chocolate con las cinco cucharas de café. Vete añadiendo la leche desnatada poco a poco hasta conseguir que la mezcla esté bien ligada. Retira del fuego y déjalo que se temple para añadir de una manera gradual el edulcorante junto con los huevos batidos, sin dejar en ningún momento de remover con cuidado.

Vierte la mezcla resultante en el molde y cubre con papel de aluminio o con la tapa del mismo, si la tiene. Añade agua que esté hirviendo en la fuente del horno hasta que alcance la mitad del molde y hornea hasta que cuando lo pinches con una aguja especial de cocina, ésta salga completamente limpia. Deja enfriar.

Desmolda el flan con cuidado para que no se rompa el flan y sírvelo adornándolo con las frutas en conserva calientes alrededor de éste.

A %d blogueros les gusta esto: