Sepia con alcachofas

La receta que sigue, de sepia con alcachofas, es un plato típicamente mediterráneo, fácil de hacer y con un sabor exquisito, debido a la combinación de ambos productos. Sepia con alcachofas Ingredientes para 4 personas: ½ kilo de sepia, 6 alcachofas, 200 grs. de guisantes, 1 pimiento rojo, 1 cebolla, 2 dientes de ajo, 3 tomates, 1 vaso de vino blanco, perejil, aceite de oliva y sal.

Lava la sepia y córtala a trozos. Reserva.

Prepara las alcachofas, sacando las hojas duras, y córtalas por la  mitad. Pon una cazuela de barro al fuego y las pones dentro, echándoles un poco de sal. Deja que se frían un poco y, cuando veas que tienen color, las apartas y las reservas.

En el mismo aceite echa la cebolla picada. Dale unas vueltas y añade el ajo y el perejil también picados, así como el pimiento cortado a trocitos muy pequeños.

Deja rehogar un poco y añade la sepia troceada. Échale una pizca de sal por encima y dale unas vueltas. Cuando tome color vierte el vino por encima. Deja cocer a fuego suave hasta que veas que se ha evaporado.

Añade entonces los tomates pelados y troceados y deja un par de minutos, dándole unas vueltas. Aáde entonces los guisantes y las alcachofas.

Echa en la cazuela dos vasos de agua y deja que vaya cociendo, siempre con el fuego suave, durante unos 20 minutos, hasta que veas que la sepia está tierna. Antes de parar el fuego comprueba la sal y rectifica si es necesario.

Durante la cocción vigila la evaporación, añadiendo más agua si se queda sin líquido.

A %d blogueros les gusta esto: