Tazas decoradas con pintura para loza

Hoy vamos a decorar nuestras viejas tazas de loza, aquéllas que por alguna circunstancia aún seguimos conservando, aunque guardada dentro de un armario. Ahora es pues el momento de darles un uso nuevo. Tazas decoradas con pintura para loza Las tazas de loza se desconchan o descascarillan con facilidad, y muchas veces nos lamentamos por su pérdida de vistosidad o por lo feas que están.

Con la manualidad que te proponemos hoy, podremos restaurarlas cuanto menos. Y, si no deseamos usarlas de nuevo como tazas, las podremos usar como portalápices, por ejemplo, o como un bonito adorno en cualquier estantería.

Evidentemente esta misma manualidad se puede implementar en otros utensilios del mismo material, como por ejemplo platos o vasos.

Materiales que necesitaremos:

2 Tazas
Cutter
2 Pinceles (mediano y fino)
Pintura para loza (el color variará dependiendo de nuestro gusto o el color de la taza)
Cinta adhesiva

Manos a la obra:

A) Pegaremos la cinta en la taza para separar los colores que vamos a pintar.
B) Comenzaremos a realizar la impregnación de la pintura por la zona afectada de la taza, podemos pintar con círculos o bien con una capa. Nosotros hemos optado por los círculos, ya que quedarán mejor disimuladas todas las imperfecciones.
C) Si te pasas al pintar no te preocupes, ya que con el cutter te resultará bastante fácil quitar la pintura.

Dadas las posibilidades de esta pintura puedes decorar la taza como creas conveniente. Eso si, no olvides que es una pintura especial y que debes dejarla secar bien.

Esta pintura para loza la podrías encontrar en tiendas de manualidades o en sitios especializados en pintura.

A %d blogueros les gusta esto: