Un macetero con forma de casa

En la manualidad que explicamos a continuación, vamos a poner en práctica algunas técnicas que ya hemos aprendido aquí con anterioridad, como es el trabajo con la pasta fimo. Un macetero con forma de casa Hoy haremos una bonita maceta con este tipo de pasta, la cual podemos realizar en numerosos colores o un color único, eso ya dependerá del gusto de cada cual.

Materiales para su elaboración

–    FIMO
–    Cuchillo o cútter
–    Rodillo pequeño
–    Papel de repostería
–    Papel o cartulina
–    Lápiz

Manos a la obra:

A)    Lo primero que haremos es dibujar sobre la cartulina o papel el tamaño y la forma de la casa. Ésta puede ser de la fachada principal, o de un lateral. También puedes tomar como referencia el propio dibujo de la foto de esta explicación.
B)    Cogeremos el color que más nos guste de FIMO y lo pondremos sobre la cartulina, donde hemos dibujado la fachada de la casa y la aplastaremos con el rodillo.
C)    Como es normal, al aplastarla sobresaldrá FIMO del dibujo el cual cortaremos con mucho cuidado con el cútter.
D)    Repetiremos la acción una segunda vez, con el fin de hacer la parte de atrás.
E)    Ahora vamos a fabricar las dos partes laterales para unir la casa, que sean exactamente iguales y más pequeños que la misma. Vuelve a tomar como referencia la foto de esta manualidad.
F)     Uniremos las cuatro piezas de la casa.
G)    Ahora solo queda la base, que deberá ser de la medida exacta y en la cual realizaremos algunos agujeros para el desagüe.
H)    Ahora sólo quedará meterla en el horno a 180º grados y vigilando continuamente el proceso de horneado.

Cuando saques la pieza del horno, recuerda que puede que la encuentres un poco tierna, no te preocupes, al cabo de pocos minutos estará fuerte como una roca.

A %d blogueros les gusta esto: