Cocina bien sana y baja en colesterol

Las siguientes recetas te van a ayudar a cuidar correctamente tu corazón además de tener en común todas ellas un mismo ingrediente: el ajo, alimento que ofrece innumerables beneficios al organismo. Cocina bien sana y baja en colesterol

Jurel con chipirones

Ingredientes:

  • Cuatro jureles
  • Doscientos cincuenta gramos de chipirones
  • Dos cebollas
  • Dos cucharas de aceite

Para hacer la salsa:

  • Cinco dientes de ajo
  • Dos cucharas de vinagre dulce
  • Dos cucharas de aceite
  • Una cuchara pequeña de pimentón dulce
  • Pimienta blanca y sal

Los jureles deben estar bien limpios, sin cabeza y abiertos en forma de libro, algo que sin duda nos puede hacer nuestro pescadero habitual. Se lavan bien bajo el grifo de agua y se secan con papel de cocina. Se limpian los chipirones y se cortan en aros de un centímetro aproximadamente de grosor. Se reservan.

Se pelan las cebollas y se cortan también en aros finos. Se colocan en una fuente de microondas y se rocían con dos cucharas grandes de aceite. Se  introduce dicha fuente durante veinte minutos en el microondas a máxima potencia, parando cada cinco minutos para moverlas y que se vayan pochando uniformemente.

Cuando ya estén listas se extiende en una fuente de horno y se ponen sobre ellas los jureles. Se salpimenta todo y se hornea a 180º durante doce minutos. Se saca la fuente del horno, se colocan los aros de los chipirones alrededor y se cocinan durante otros seis  minutos más.

En una sartén mientras tanto a fuego suave, se añade un poco de aceite y los ajos pelados y en láminas. Cuando comiencen a dorarse se separan del fuego y se espera un par de minutos para añadir una cuchara pequeña de pimentón. Se remueve todo bien y se incorpora el vinagre. Se sacan del horno los jureles y se echa la ajada por encima antes de servir.

Arroz verde

Ingredientes:

  • Doscientos gramos de arroz
  • Quinientos gramos de espárragos trigueros
  • Quinientos gramos de chirlas
  • Dos dientes de ajo
  • Tres cucharas de aceite de oliva
  • Perejil fresco y picado
  • Media cuchara pequeña de cilantro en polvo
  • Sal

Se limpian las chirlas y se disponen en una cacerola profunda con agua y sal gorda para dejarlas en remojo durante media hora aproximadamente. Se escurren y se reservan.

En una cazuela también profunda se echa un poco de aceite y se calienta bastante para saltear en él los espárragos trigueros cortados en trocitos, moviéndolos a menudo  para evitar que se quemen. Se incorporan los ajos en láminas y las  chirlas para saltearlas hasta que estén completamente abiertas. Las que no logren abrirse se desechan.

 Se sazona todo con el perejil picado y el cilantro y se remoja con ocho vasos de agua bien caliente. Se deja que cueza todo a fuego lento durante diez o quince minutos y se añade el arroz. Se vuelve a remover todo y se deja que cueza otros veinte minutos más aproximadamente. Se deja reposar unos minutos y se sirve caliente.

A %d blogueros les gusta esto: