Cuidados básicos para cada tipo de cabello (Parte I)

Para tener un cabello radiante y saludable es necesario tener en cuenta algunas prácticas básicas que promuevan su salud; pero además es importante tener en cuenta los requerimientos especiales del cabello de acuerdo al tipo que se posee. Por eso en el artículo que se presenta a continuación se brindan consejos al respecto. Cuidados básicos para cada tipo de cabello (Parte I) Cuidados básicos y generales para el cabello

Para mantener un pelo sano es muy importante utilizar productos de calidad sobre éste. Además deben ser específicos para el tipo de cabello que se posee (frágil, normal, graso o seco); si no se sabe cual es el adecuado la información puede ser brindada por un peluquero profesional. 

Otro cuidado necesario es lavar frecuentemente el cabello con agua tibia, incluso especialistas afirman que hacerlo diariamente es beneficioso; sin embargo se debe tener cuidado de que no queden residuos de los productos en el cabello, lo que sí es contraproducente para su salud. 

También puede ser útil emplear mascarillas nutritivas regularmente, ya que si se saben elegir pueden corregir muchas problemáticas que afectan al cabello. Además, si se recurre habitualmente al uso de la famosa “planchita” o al secador de pelo, es buena idea contar con productos protectores para el cabello. Al mismo tiempo se debe tener en cuenta que es necesario peinar el cabello con cuidado para no quebrarlo, pudiendo ser de ayuda la utilización de cepillos con cerdas naturales, que si bien son más costosos dan grandes resultados.

Características del cabello normal y sus cuidados

El cabello normal se caracteriza por ser fácil de moldear y tener un buen volumen, sin presentar demasiado frizz. Además cuenta con una textura elastizada que se nota al peinarlo, y con un espesor normal (entre grueso y fino). 

Para cuidar un cabello normal es imprescindible utilizar un champú de limpieza con un ph neutro. Luego se debe aplicar un acondicionador nutritivo con las especificaciones deseadas (en cuanto a fórmula y aromas), el cual debe ser aplicado principalmente en las puntas con una ligera cantidad sobre el cuero cabelludo. Además se debe enjuagar el cabello con agua templada, evitando el exceso de calor que es muy agresivo para el cabello.

Si se tiene un cabello de características normales y está teñido, es recomendado contar con baños de crema, ampollas, cremas nocturnas o de peinar para mantener su estado saludable. Las mascarillas nutritivas en éste caso en particular deben ser destinadas a mantener el cuerpo y la fuerza del cabello. 

Características del cabello graso y sus cuidados

El cabello graso se caracteriza por ensuciarse y tomar demasiado brillo con regularidad. Además el pelo suele apelmazarse rápidamente por poseer demasiado peso, perdiéndose también el volumen y la forma.

Para cuidar un cabello graso y mantenerlo con un cuerpo normal es imprescindible brindarle higienización diariamente, cuidando de cada producto que se emplea, como de los hidratantes, que le darán mayor grasitud.

El champú debe ser específico para el cabello de contextura grasa, habiendo diversas fórmulas que brindan excelentes resultados para mantenerlo con una estructura normal. El acondicionador solo debe ser utilizado en caso de que se enrede frecuentemente el cabello, siendo necesario en esos casos no abusar en la cantidad, especialmente en las zonas del cuero cabelludo.
Aplicar técnicas como iluminación o reflejos puede ayudar a controlar la grasitud, siendo procedimientos no tan agresivos como una decoloración o tintura completa. También suele ayudar una aplicación frecuente de mascarillas para regular la producción de grasa en el pelo, para lo cual se recomienda el empleo prolongado de un mismo producto par garantizar mejores resultados a largo plazo. 

Segunda Parte: Seguir leyendo cliqueando aquí (Se abrirá en una nueva pestaña).

A %d blogueros les gusta esto: