¿Qué es la candidiasis?

Tres de cada cuatro mujeres alguna vez en su vida ha sufrido o sufrirán de candidiasis. Descubre cómo librarte de ella siguiendo algunos sencillos pasos ¿Qué es la candidiasis?

Candidiasis

Esta enfermedad es muy frecuente calculándose que a los 25 años de edad casi el 50% de las mujeres en algún momento de su vida habrán tenido algún episodio de vaginitis de origen candidiásico, y entre un 5% y un 8% la sufrirán de una manera recurrente.

En cualquier caso es posible padecerla durante la infancia e incluso se dan casos en recién nacidos, aunque tiene su mayor prevalencia cuando la mujer se encuentra en edad fértil, debido principalmente a la presencia de los estrógenos.

Prevenir la candidiasis

En primer lugar se debe decir adiós a los leggings ya que el uso de ropa ajustada y acrílica que no permite transpirar correctamente, es  uno de los riesgos principales para padecerla.

Esta infección sufrida de una manera recurrente, puede tener como factor de predisposición una diabetes que todavía no ha sido diagnosticada o una diabetes mal controlada.

El consumo regular de probióticos, ayudará a combatir la aparición de eta infección ya que estos microorganismos vivos ayudan al sistema inmune. Los lactobacilos ayudan a mantener el ecosistema vaginal compitiendo a su vez con el alimento de los hongos, siendo una excelente alternativa tanto para prevenir  como para tratar la candidiasis.

Se recomienda abandonar la ingesta de azúcar ya que si una mujer consume muchos alimentos que sean azucarados y no cuenta con un buen mecanismo para metabolizarlos correctamente, se favorecerá el desarrollo de diferentes infecciones por cándida.

No siempre es necesario tratarla ya  que el principio general de esta infección es que si no existen síntomas, no debe tratarse, exceptuando el período de gestación ya que durante el embarazo la vagina se encuentra mucho más susceptible  de coger cualquier tipo de infección.

Aunque en un primer momento se consideró que tomar la píldora anticonceptiva era un importante factor de riesgo, según un estudio que se ha llevado a cabo dentro del complejo hospitalario de la provincia española de Toledo, se ha podido demostrar que muy al contrario, las mujeres que llevan puesto el DIU son las que tienen más posibilidades de sufrir este tipo de infecciones.

Seguramente alguna vez se ha oído que lavar la zona genital con agua mezclada con bicarbonato, era una buena solución para tratar de una forma casera las infecciones vaginales, pero en el caso de la cándida no sirve para nada, ya que este remedio resulta efectivo para luchar contra los lactobacilos.

En ningún caso se debe optar por automedicarse, ya que muchas de estos virus tienen su origen en la automedicación, siendo éste un motivo más para abandonar este nocivo hábito.

Existen ya muchos fármacos para tratar la candidiasis y muchas otras nuevas terapias que van apareciendo continuamente, siendo el clotrimazol el medicamento que resulta más eficaz para tratar esta enfermedad, aunque se están evaluando otro tipo de preparados como las lecitinas recombinantes, los nuevos antimicóticos como por ejemplo  los imidazoles y las vacunas anticandidiásicas.  

A %d blogueros les gusta esto: