Zumodieta

Para despedirte de ese molesto kilo que te molesta en solo dos días, puedes recurrir a esta dieta tan vitaminada, refrescante y apetecible, sobre todo ahora que llegan las altas temperaturas. Zumodieta

Zumo de frutas

Para mantener cualquier tipo de dieta equilibrada resulta imprescindible el consumo de frutas, que junto con las verduras, según recomiendan los expertos, deben ser consumidas al menos en cinco raciones al día. Pero es cierto que no a todas las personas les apetece comérselas de una manera tan habitual por lo que los zumos, en estos casos, suponen una alternativa excelente, ya que son mucho más fáciles de ingerir y todos sus nutrientes son asimilados mucho más rápido y mejor. Para que todo esto surta efecto deben ser preparados justo antes de tomarlos, ya que en caso contrario perderían los minerales esenciales y las vitaminas con las que cuentan.

Muy pocas calorías

Los zumos de kiwi, de manzana, de sandía, de fresa, de papaya, de melocotón y de pera son algunos de los que aportan menos calorías. Si lo que estás buscando son zumos que contengan concentraciones altas de fibra puedes elegir el de frambuesa, el de níspero o el de arándanos. En cualquier caso, siempre es importante que los zumos que prepares incluyan su pulpa, ya que de esta manera podrás beneficiarte de todas sus propiedades, además de mejorar el tránsito de los intestinos y reducir el apetito.

Dieta para tres días

– El primer día a la hora del desayuno deberás ingerir un vaso de zumo de piña natural junto con un vaso de leche descremada. A la hora de la comida opta por un plato de ensalada y doscientos gramos de merluza a la plancha. Para merendar un vaso de zumo de naranjas y de zanahoria y a la hora de la cena, un plato de espinacas rehogadas con cincuenta gramos de requesón.

– El segundo día toma el mismo desayuno y a la hora de comer un plato de garbanzos o una sopa de verduras junto con media docena de gambas o de langostinos. Para merendar un zumo de kiwi natural y para cenar un plato de berenjenas asadas junto con ciento cincuenta gramos de fiambre de pavo.

– El tercer día ingiere a la hora del desayuno una vaso de zumo de pera natural y un vaso de leche que sea descremada como en los días anteriores. Para comer un plato de lentejas y para merendar un vaso de zumo de fresas natural. A la hora de cenar opta por un plato de judías verdes que puedes rehogar con un poco ajo y de aceite y otros ciento cincuenta gramos de fiambre de pavo o de pollo.

Los zumos más sanos

El de piña es muy rico en potasio además de aportar vitamina A y Ce. Además ayuda a la digestión de las proteínas consumidas por la enzima que contiene: la bromelina.

El de kiwi es muy rico igualmente en vitamina C, superando su concentración incluso a la naranja, además de contener una gran cantidad de magnesio, de fósforo y de calcio.

El de sandía es uno de los zumos más light, además de aportar vitamina A por lo que se puede abusar todo lo que se desee de él.

A %d blogueros les gusta esto: